Veredicto en $3.84 Millones - Los Padres Reclamaron Que Los Medicos No Supervisaron Adecuadamente A El Feto

  • Fecha: Verano del 2004
  • Abogado: Dennis Donnelly
  • Resolución: $3.84 Millones

En la primavera del 1998, la cliente demandante de 31 años de edad se presentó en la clínica del médico Stuart Miro, OB/GYN , Dra. Judith Stavis en Pomona, NY. Ella estaba interesada en lograr un embarazo y los doctores le brindaron consejo. En el otoño de 1998, ella quedó embarazada y continuó con los servicios del Dr. Miro y Stavis para el cuidado de su embarazo.

La paciente reclamó que en el primer trimestre de su embarazo sangró, que ella consultó con Miro y Stavis porque no sentia que estaba aumentando suficiente de peso y que en su tercer trimestre, presentó sangramiento abundante. Al comienzo del embarazo se le tomaron dos ultrasonidos que fueron vistos por Miro y Stavis como “normales” y un tercer ultrasonido aproximadamente a las 20 semanas de embarazo que tambien se declararon como normales. En una visita rutinaria el 22 de Abril del 1999, Stavis vio a la mujer por ultima vez y le informó que el curso del embarazo era normal.

En Mayo del 1999 en su tercer trimestre, la madre y su esposo se encontraban en una playa de New Jersey cuando ella comenzó a sangrar profusamente. Ella llamó a Miro y Stavis y le dijeron que se presentara de inmediato en el salon de emergencias local. Luego de haber hecho esto la paciente fue transferida a un centro, el Jersey Shore Medical Center, en donde recibió el primer informe de que su niño tenía retraso de crecimiento intrauterino (IUGR), significando esto que el niño era anormalmente pequeño y podria tener cromosomas defectuosos.

Trasladaron a la madre a un centro medico en el condado Westchester de Valhalla, NY donde la ingresaron el 21 de Mayo. En este centro, una amniocentesis fue realizada - el primero durante su embarazo - que reveló que el bebe tendría daños cromosomáticos. Sin embargo, no fue hasta que se practicó la segunda amnciocentesis dias antes de su parto, que ella fue informada que su bebe sufriría del síndrome Lobo-Hirschorn, manifestado por retraso mental, desfiguración física, sordera, ningún habla, dificultades respiratorias, dificultades de alimentacion, entre otros problemas. La madre seguía hospitalizada y en reposo absoluto hasta dar a luz el 11 de Junio del 1999. El niño pasó dos meses en el centro médico, dos meses adicionales en el hospital para niños Blythedale en Valhalla, NY y permanece ingresado desde entonces en el centro St. Margaret en Albany, NY.

Los padres demandaron contra la práctica de los doctores Miro y Stavis. La reclamación se basó en el nacimiento ilícito, negligencia médica durante el embarazo, trato médico inadecuado, falta de información a la paciente sobre el daño cromosomático grave del niño, que de haberse producido a tiempo, le hubiera dado la opción a la madre de interrumpir el embarazo.

Share this page:

Programe una revisión gratuita de su caso

Si necesita consultar con un abogado de lesiones personales de Nueva Jersey, debe contactarse con los abogados de lesiones personales de Nueva Jersey en Blume Forte Fried Zerres & Molinari. La consulta inicial es siempre gratuita.

Teléfono: (973) 635-5400  •  Fax: (973) 635-9339